Menú

El Cavallo del cristinismo

Guillermo Moreno, El Heredero, junta empresarios para Angola.

Oberdan Rocamora - 13 de febrero 2012

Artículos Nacionales

El Cavallo del cristinismoescribe Oberdán Rocamora
Redactor Estrella,especial
para JorgeAsísDigital

Antonio Oliveira de Salazar, dictador culto del XIX, era pre-peronista, maurrasiano y portugués. Cuentan que al enterarse que Angola, una de sus colonias, aparte de oro y diamantes, tenía también petróleo, exclamó. «Pobre Angola, con tanta riqueza».
Más allá del Atlántico, en la vereda de enfrente, se encuentra la Argentina. Merece también la evaluación compasiva de Salazar.

Al arrancar su campaña de instalación (posiblemente electoral) en Angola, Guillermo Moreno, apunta bien. El desplazamiento es atractivo. La tierra potencialmente más rica que contiene la mayor cantidad de tullidos del universo. Mantiene sembradas, por metro cuadrado, más cantidad de minas antipersonales que cualquier otra región regada de cadáveres. Derivaciones de cuatro décadas de guerra civil.
La muerte del guerrillero Jonas Savimbi, en 2002, el asesino romántico de Unita, consolidó el triunfo de la banda armada del presidente José Eduardo Dos Santos. En adelante, Angola ingresó en un admirable proceso de reconstrucción. Los chinos, como en la totalidad del África, hicieron punta. Chinos que recuperaron Macao y desplazaron a los portugueses. Los que hoy, cabizbajos, se les reportan.

Primer papelón del kirchnerismo

El Cavallo del cristinismoConste que, desde Angola, se estimuló el primero de los papelones internacionales del kirchnerismo. Alude a los olvidados 20 mil millones de dólares, que los chinos iban a proporcionarle a Néstor Kirchner, un pichón aún inexperto. De cuando El Furia, en su ignorancia cándidamente funcional, pretendía emular a San Martín. Por anotarse en la habitual transacción china de transferir infraestructuras a cambio de alimentos. El invento había salido bastante bien, en la Venezuela Bolivariana, pero a cambio de energía.
Kirchner fue arrastrado, hacia el papelón chino, por Chávez. Y sobre todo por Ricardo Jaime, que no tuvo suerte y se equivocó de chinos. Se le mezclaron.
Entonces Kirchner y Jaime se dejaron operar, como dos giles, por los chinos truchos de Macao. Apostadores que actuaban en tándem con el impulsivo representante de la banca portuguesa, afincada en Angola. Pero los chinos truchos de Jaime se traspapelaron con los chinos oficiales de verdad. Los que venían de Pekin y preparaban la visita de Estado, a la Argentina, del Premier Hu Jintao.

La comitiva

El Cavallo del cristinismoMoreno, Secretario de Comercio, el Cavallo del cristinismo, se dispone a encarar, en marzo, la misión de exploración comercial en Angola. Es la manera de explicitar el triunfo del Secretario sobre el muy empujado Ministro Julio De Vido. Que se deja empujar porque teme, según nuestras fuentes, que Moreno concrete el objetivo anhelado de ponerlo preso. Como si De Vido fuera otro Brito. Ampliaremos.

Hasta hoy lo acompañan a Moreno alrededor de 300 empresarios. De los que nunca pueden, ni deben, quedarse afuera. En la práctica, son los mismos empresarios que patrióticamente solían acompañar a Domingo Cavallo, cuando salía a predicar la transformación de los noventa. Antes, lo importante era estar cerca de Cavallo. Para que los registrara. Que supiera que le daban el presente. En la declinante actualidad, lo importante es mostrarse estratégicamente cerca de Moreno, que es entendido como una extensión del pensamiento de Cristina. Y ensayar, de ser posible, las contribuciones voluntarias en escribanías señaladas. También ampliaremos.
Al trascender la claridad del mensaje, los empresarios van a sobrepasar los 800. Y Moreno, el Neo Cavallo del dos mil diez, tendrá que tomar, en Luanda, la capital, otros hoteles enteros.

El Cavallo del cristinismoDe la comitiva de exploración, van a participar dos invalorables elementos de reserva del cristinismo. Axel Kicillof, viceministro de Economía, inflamado bajador de línea, de trato diario, que trafica creciente sabiduría entre el desconcierto presidencial. Y Juan Carlos Fábrega, el empleado bancario que llegó a presidir el Banco Nación, y resonó para ministro de Economía, o titular del Banco Central. Otro anotado es el gobernador Sergio Uribarri, de Entre Ríos. En el entrevero, Uribarri también alucinó con integrar la fórmula presidencial.
Con Uribarri como vice, Cristina se hubiera evitado el papelón sin salida, que hoy atraviesa por Amado Boudou. Al que Moreno, delante de testigos, llegó a decirle: «Con vos, Gordo, está todo bien, pero tu jefe va preso».
Para Moreno, la extensión ideológica de Cristina, el jefe de Boudou, según nuestras fuentes, es el citado Jorge Brito. Otro equilibrista sabio que, mientras lo empujan, suele colocar el rostro del perro distraído al que le hacen, violentamente, el amor.

Cadena de la Felicidad

El Cavallo del cristinismoPor nivel de conocimiento, acumulación de responsabilidades, y sobre todo por la necesaria locura, Moreno comienza a ser imaginado como El Heredero. Se encuentra en condiciones de suceder a Cristina. La reelección no va a darse. Scioli «no es del palo». A Máximo falta elaborarlo (ampliaremos).
Moreno, aparte, suele traficar con la trasparente impostura de la honestidad. Seduce a los militantes, que lo ponderan. «Es loco pero no es corrupto».
Sentencia que popularmente se instala. Otros, con información maliciosamente calificada, aseguran, en voz muy baja, de costado, que Moreno es el honroso depositario de un gran eslabón de la renovada Cadena de la Felicidad. Con millones de razones que salen, en elitista distribución, desde 25 de Mayo.

Oberdán Rocamora
para JorgeAsisDigital

Permitida la reproducción sin citación de fuente.

Relacionados

Simulación del relanzamiento

Los gobernadores también lo empoderan. Con la tecnología del silencio. Estampados en la pared.

Oberdan Rocamora - 19 de octubre 2020